Archive for LACTANCIA

RELACTACION: Recuperador Lactomaterno Ñuñu

Recuperador Lactomaterno Ñuñu(ENLACE AL BLOG DEL dR. jORGE DIAZ WALKER.)

 REAMAMANTAMIENTO. Dr. Jorge Díaz Walker. Fundador ÑuÑu. Médico del año 2001
El re-amamantamiento es recobrar el amamantamiento después de una interrupción o una disminución significativa de leche.
Por extensión incluye la provocación de la lactancia en aquellas mujeres sin lactancia o sin embarazo anterior.
SUS INDICACIONES:
1.    Recuperación de la secreción láctea materna disminuida, originada en el debilitamiento de la succión por el uso indiscriminado del biberón.
2.    Incrementar los reflejos lactogénicos en la madre tensa y ansiosa.
3.    Estimular la recuperación de la secreción láctea materna para el lactante enfermo.
4.    Estimular la recuperación de la secreción láctea materna suspendida por enfermedad del lactante o de la madre.
5.    Estimular la recuperación de la secreción láctea materna interrumpida por presiones ambientales.
6.    Proteger y suplementar la lactancia del prematuro.
7.    Proteger y suplementar la lactancia del recién nacido con labio leporino.
8.    Provocar la lactancia materna en la madre sin lactancia anterior.
9.    Complementar la alimentación materna cuando ésta no puede ser suficiente, con el objeto de instituir y mantener una relación afectiva madre-hijo fundada en el amamantamiento.
Se utiliza en el re-amamantamiento el recuperador lactomaterno ñuñu, el cual consiste en una mamadera adosable (mamadera: instrumento que sirve para descargar los pechos de las mujeres en el período de lactancia), compuesta por un biberón plástico, del cual emerge un fino tubo plástico.
El tubo que llega al pezón es transparente, muy blando y flexible, por lo que no causará ningún daño en la boca del bebé ni en el pezón materno.
Este diseño se funda en el proceso de la lactancia materna, promoviendo el mecanismo de succión del lactante sobre el pezón y la lactogénesis materna por el reflejo neurohormonal que ello provoca.
Suspendido desde el cuello o en la ropa interior, y con el tubo de amamantamiento adosado al pezón, el bebé succiona en la punta del tubo de amamantamiento y del pezón simultáneamente, el suplemento lácteo llega desde el biberón del RECUPERADOR LACTOMATERNO ÑUÑU.
Cuando la madre ofrece el seno y el suplemento simultáneamente mediante el RECUPERADOR LACTOMATERNO ÑUÑU, compensa el esfuerzo de succión del lactante y hace que éste continúe succionando, lo que a su vez hará que recupere la secreción láctea faltante.
MODOS DE EMPLEO DEL RECUPERADOR LACTOMATERNO ÑUÑU
El recuperador lactomaterno ñuñu puede pender desde el cuello mediante la cinta collar de tal manera que el borde inferior del biberón, del que emerge el tubo de amamantamiento, quede a la misma altura que el pezón, por donde succiona el lactante. El tubo de amamantamiento se adosa mediante una tela adhesiva sobre el seno, haciéndolo correr sobre el borde superior del mismo y de tal manera que la boca del tubo quede a la misma altura que la punta del pezón. La tela adhesiva no debe adherirse ni sobre el pezón ni sobre la aureola del mismo.
La punta debe estar sobre el borde superior del pezón, no por los costados. Es útil que la madre provoque la erección del pezón inmediatamente antes de amamantar, con un ligero estiramiento del mismo mediante una suave toma y leve rotación, tal cual como se da cuerda a un reloj de bolsillo, de la mano opuesta al pecho que se ofrece, haciendo el signo de la v, se facilitará la introducción del pezón en la boca del bebé sujetando el tubo amamantador con el índice por arriba y el dedo medio por debajo y por detrás de la aureola. Al tiempo, el hábito hará que no sea necesaria tanta atención para sujetar el tubo.
El tubo tiene que entrar en la boca cerca del centro del labio superior, así queda firmemente sujeto entre el pezón y el paladar del bebé, por lo que no se correrá hacia el fondo de la boca. Si por equivocación se ubica en un ángulo de la boca, el movimiento de la lengua puede arrojarlo hacia fuera. Si el tubo se acoda o se mueve, el bebé interrumpirá la succión. En éste caso se indicará recomponer la posición del tubo amamantador sobre el pezón y reiniciar con el tubo en correcta posición. Señalar que la maleabilidad y flexibilidad del tubo hace inocuo para la integridad bucal del bebé.
El manipuleo del pezón y del seno es similar al del amamantamiento. Debe mantenerse al niño al seno hasta que se consuma la mitad del suplemento y en ese momento cambiarlo del seno. Si no se quiere efectuar esto cambiar de seno de mamada en mamada.
Cuando la madre emplee el recuperador lactomaterno ñuñu sólo estará atenta a su bebé sin preocuparse de cuanta leche se produce.
Entre el sexto y el duodécimo día el niño dejará de mamar antes de que se termine el contenido de la mamadera, esto indicará que se está iniciando la secreción, o si ésta existía, que se está incrementando.
Aunque llegue un momento en que sea posible alimentarlo sin el auxilio del recuperador lactomaterno ñuñu debe advertirse que se tenga siempre a mano algunos de éstos por cualquier eventualidad.
Desde el momento que el niño es nutrido sólo por la leche materna, los cuidados serán similares a los de un bebé amamantado.
AMAMANTANDO CON EL RECUPERADOR LACTOMATERNO ÑUÑU
Al analizar la alimentación del bebé con el recuperador lactomaterno ñuñu se advertirá a la madre que la crianza adquirirá otras características, así que tendrá que desechar muchos prejuicios sobre el cuidado de los lactantes fundados en la alimentación con lácteos fuera de especie, tal como la bovina.
Estas características fundadas en el amamantamiento, hacen de la puericultura un más estrecho y humano vínculo.
La factibilidad de estos cambios dependerá de las características previas en crianza, de la salud y posibilidad de secreción de la madre, características todas que brindarán matices personales a la maravillosa experiencia de desarrollar una criatura humana en especie.
A continuación desarrollaremos algunos ejemplos de amamantamiento con el auxilio del recuperador lactomaterno ñuñu:
o      Si el bebé nunca ha sido amamantado, o bien el tiempo transcurrido sin amamantar es algo prolongado, se deberá brindar simultáneamente el seno con el recuperador lactomaterno ñuñu, lo que acostumbrará al bebé a esperar alimento del seno.
o      Si los senos aún secretan leche, fuese cual fuese el tiempo transcurrido y la cantidad, se ofrecerá primero l seno y luego se continuará con el recuperador lactomarterno ñuñu.
o      Si el bebé es prematuro o se halla enfermo, se ofrecerán ambos pechos y el recuperador lactomaterno ñuñu en forma simultánea.
o      Si el bebé ha sido alimentado siempre con biberón desde su nacimiento o el amamantamiento ya hace algunos meses que fue suspendido, y el lactante no tiene más de tres meses de edad, se puede volver a alimentarlo ofreciéndole simultáneamente el seno y el recuperador lactomaterno ñuñu. La buena disposición del bebé a succionar está relacionada con la edad del infante al tiempo del reamamantamiento. La mayoría de los bebés de más de tres meses están menos deseosos de succionar que los más pequeños.
o      Si pese a todos los esfuerzos no se consigue una secreción de la madre suficiente, se debe motivar a la madre en el uso del recuperador lactomaterno ñuñu como fundamento de una intensa relación afectiva al posibilitar éste un estrecho contacto con el seno, la piel, la mirada cara a cara. No hay ninguna droga que pueda inducir la lactancia ni desarrollar o incrementar la producción de leche. Algunas psicodrogas y fármacos pueden provocar secreción como efecto colateral en algunas mujeres, pero es difícil determinar dosis y toxicidad presente y futura de dichos fármacos, como así mismo predecir sus resultados, por lo que es desaconsejable. Nosotros sólo usamos la oxitocina intra-nasal para estabilizar los reflejos eyecto-lácteos y así la secreción y producción por su acción de vaciamiento de los acinos mamarios. Se usa por períodos breves porque el uso continuo puede inhibir la lactancia.
Una madre adoptiva firmemente motivada, que emplea activamente el recuperador lactomaterno ñuñu desde un principio puede obtener una adecuada secreción que satisfaga todos los requerimientos de su lactante, pero se debe considerar especialmente que el logro debe estar no sólo en la consecución de una adecuada secreción sino en el especial vínculo que se obtiene, puesto que es dable esperar en razón de la especialísima circunstancia, de que la secreción obtenida no cubra en cantidad las necesidades del bebé. Una madre adoptiva vive, a través del amamantamiento, una emocionante reconciliación con su propio cuerpo. Así muchas madres experimentaron efectos sobre sus ciclos menstruales, cuanti y cualitativamente.

También aumentos de apetito, en la forma, tamaño y peso del cuerpo, y en especial de sus mamas, con un consenso general de ganancia estética. Estos fenómenos no son universale

LES DEJO UN LINDO VIDEO…

VIDEO DE LACTANCIA!!

colocacion al pecho…info de la Liga de Leche, España.

Extraido de http://www.laligadelaleche.es/lactancia_materna/colocacion.htm
Colocación al pecho

UNA BUENA COLOCACIÓN FACILITA: Pezones sanos,
Succión eficaz y Bebé satisfecho

1 Sostén al bebé “panza con panza“, de manera que no tenga que girar la cabeza para alcanzar el pezón. Tripa con tripa
Cómo sostener el pecho 2 Sostén el pecho con el pulgar arriba y los dedos por debajo, muy por detrás de la areola. Espera hasta que el bebé abra la boca de par en par. Acerca el bebé al pecho.
3 Asegúrate de que el bebé toma el pezón y gran parte de la areola en la boca. Este bebé mama con la boca abierta y su nariz y mentón están pegados al pecho. Su labio inferior está vuelto hacia abajo. Colocación correcta


COLOCACIÓN INCORRECTA

Colocación incorrectaEvita esta postura. Este bebé chupa sólo el pezón y mama con la boca poco abierta. Su nariz no roza el pecho.
Una colocación incorrecta contribuye a la aparición de problemas con la lactancia:
Pezones doloridos y agrietados
Pechos duros y doloridos
Producción de leche insuficiente

10 pasos para una lactancia exitosa…

    1. Amamanta pronto, cuanto antes, mejor. La mayoría de los bebés están dispuestos a mamar durante la primera hora después del parto, cuando el instinto de succión es muy intenso. Amamantar precozmente facilita la correcta colocación al pecho.

    1. Ofrece el pecho a menudo día y noche. Hazte a la idea de que pasarás mucho tiempo amamantando a tu bebé durante estas primeras semanas. Un recién nacido normalmente mama entre 8 y 12 veces en 24 horas. No mires el reloj y dale el pecho cada vez que busque o llore, sin esperar a que “le toque”. Así establecerás un buen suministro de leche.

    1. Asegúrate de que el bebé succiona eficazmente y en la postura correcta.

    1. Permite que el bebé mame del primer pecho todo lo que desee, hasta que lo suelte. Después ofrécele el otro. Unas veces lo querrá, otras no. Así el bebé tomará la leche que se produce al final de la toma, rica en grasa y calorías, y se sentirá satisfecho.

    1. Cuanto más mama el bebé, más leche produce la madre. Es importante respetar el equilibrio natural y dejar que el bebé marque las pautas, mamando a demanda. No es necesario sentir el pecho lleno; la leche se produce principalmente durante la toma gracias a la succión del bebé.

    1. Evita los biberones “de ayuda” y de suero glucosado. La leche artificial y el suero llenan al bebé y minan su interés por mamar, entonces el bebé succiona menos y la madre produce menos leche.

    1. Evita el chupete, al menos durante las primeras semanas, hasta que la lactancia esté bien establecida. Un recién nacido ha de aprender bien cómo mamar del pecho, y tetinas artificiales como el biberón o el chupete pueden dificultar este aprendizaje.

    1. Recuerda que un bebé también mama por razones diferentes al hambre, como por necesidad de succión o de consuelo. Ofrecerle el pecho es la forma más rápida de calmar a tu bebé.

    1. Cuídate. Necesitas encontrar momentos de descanso y centrar tu atención más en el bebé que en otras tareas. Solicita ayuda de los tuyos.

  1. Busca apoyo. Tu grupo local de La Liga de la Leche tiene la información y el apoyo que toda madre lactante necesita.

© La Liga de la Leche Internacional 2005

LACTANCIA Y DESARROLLO DE LA INTELIGENCIA


Un estudio destaca las ventajas de la lactancia materna en el desarrollo mental del bebé. Las conclusiones de una tesis doctoral desarrollada en el Hospital Universitario Reina Sofía y la Facultad de Medicina de Córdoba ponen de manifiesto las ventajas que en niños de 18 meses, edad de los pequeños que han participado en el estudio, tiene el consumo de la leche materna frente a la leche artificial.
El jefe de sección de Pediatría del hospital cordobés, Ramón Cañete, quien ha sido director de la tesis ‘Influencia de la lactancia materna sobre el desarrollo mental y psicomotor del niño a los 18 meses de edad’, explicó que mientras el estudio demuestra que los pequeños que han recibido leche materna ‘son más inteligentes’, el desarrollo psicomotor no varía respecto a los bebés alimentados con leche artificial.

Cañete indicó que a pesar de los esfuerzos de la industria farmacéutica por intentar imitar las propiedades naturales de este producto ‘se puede llegar a imitar pero no a igualar porque se desconoce la composición exacta de la leche materna’.

Algunas de las conclusiones del trabajo se publicaron el pasado mes de febrero en la revista ‘Clinical Pediatrics’ y la tesis en su conjunto ha merecido el Premio de Nutrición José González Meneses Jiménez que concede la Sociedad de Pediatría de Andalucía Occidental y Extremadura anualmente. Este reconocimiento, dotado con 3.000 euros, se entregará el viernes 28 de noviembre en un acto que conmemorará el 25 aniversario de la concesión de este premio sanitario.

Concretamente, los niños que han recibido leche de su madre presentaron de 9 a 10 puntos más de inteligencia —según la escala Bayley, que valora el desarrollo mental y psicomotor-, por lo que Cañete insistió en la conveniencia de dar el pecho a los bebés porque ‘esta leche contiene algunos lípidos como el ácido araquidónico y decosahexaenoico que no están presentes en compuestos no naturales y actúan sobre el desarrollo neuronal’.

En el estudio, que ha sido la tesis doctoral de la médico generalista Manuela Gómez Sánchez y se ha prolongado durante cuatro años, han participado 249 niños de ámbitos rurales y urbanos, a quiénes se les ha seguido su evolución desde su nacimiento hasta los 18 meses de edad. En esta muestra infantil se valoró la inteligencia de los progenitores (medida a través del test de Lattell), la escala social de procedencia (según la escala de Graffar), la edad de la madre y el tipo de alimentación (natural o artificial).

Los profesionales recomiendan amamantar a los bebés hasta los cuatro o seis primeros meses de vida (además de completar con otros compuestos cuando el niño no queda saciado) y añadir alimentación complementaria a partir de este periodo.

Finalmente, Cañete explicó que dar el pecho al niño no sólo es beneficioso para éste sino también para la madre, quien en su estrecha relación con el lactante recibirá una “potenciación de sus efectos maternos”. También señaló que la lactancia materna ha sufrido el devenir de las modas y, según las épocas y las clases sociales, ha tenido connotaciones positivas unas veces y negativas otras.

Europa Press

http://www.holistika.net/parto_natural/lactancia_materna/lactancia_materna_y_desarrollo_de_la_inteligencia.asp

Lactancia Materna. JACK NEWMAN

Lactancia Materna- Un buen comienzo

La lactancia materna es la forma natural de alimentar a infantes y niños. La leche humana está específicamente producida para infantes humanos. Las fórmulas hechas de leche de vaca o soja (la mayoría de las fórmulas), son sólo superficialmente similaresa la leche humana, y la publicidad que expresa lo contrario es engañosa. No existen razones para que la lactancia no sea fácil y sin problemas para la mayoría de las madres. Un buen comienzo asegura que la lactancia sea una experiencia feliz tanto para la madre como para el bebé.

La gran mayoría de las madres están perfectamente capacitadas para amamantar a sus bebés exclusivamente durante cuatro a seis meses. De hecho, muchas madres producen más leche que la suficiente. Desafortunadamente, las rutinas hospitalarias desactualizadas basadas en la nutrición artificial predominan todavía en muchas instituciones materno-infantiles y hacen la lactancia dificultosa, aún hasta imposible, para algunas madres y bebés. Para facilitar la lactancia es crucial lograr un buen comienzo desde los primeros días. Sin embargo, aún con comienzos dificultosos muchas madres y sus bebés, con práctica, tienen éxito.

El secreto de la lactancia está en acomodar la boca del bebé correctamente en el pezón. Un bebé que se prende bien al pezón, obtiene leche sin problemas. Un bebé que se prende mal, tiene dificultades para obtener la leche, especialmente si el suministro es bajo. Una prendida defectuosa es como darle al bebé un biberón con la tetina con un agujero muy pequeño. El biberón está lleno de leche, pero el bebé no obtendrá mucho. Cuando el bebé no está bien colocado al pecho, puede causarle dolor en el pezón a la madre. Y si el bebé no obtiene suficiente leche, permanecerá generalmente en el pecho por períodos largos, agravando así el dolor. Desafortunadamente, cualquiera puede decir que el bebé está mamando bien, aunque no lo esté. Mucha gente debería saber mejor, pero no saben lo que significa mamar bien. A continuación le sugerimos maneras de facilitar la lactancia:

1. Poner el bebé al pecho inmediatamente después del nacimiento.

La gran mayoría de los recién nacidos pueden prenderse al pecho pocos minutos después del nacimiento. Tanto es así, que la investigación demuestra que dada la oportunidad, bebés de sólo minutos de vida van desde el abdomen de la madre hasta el pecho y comienzan a mamar por sí mismos. Este proceso puede tomar una hora o más, sin embargo, se debe dar este tiempo a la madre y al bebé para que comiencen a conocerse. Los bebés que “se prenden al pecho por sí mismos” presentan menos problemas de lactancia. Este proceso no requiere ningún esfuerzo de parte de la madre y la excusa de que la madre está cansada por el esfuerzo del parto no es suficiente excusa. Además, los estudios demuestran que el contacto piel con piel entre la madre y el bebé, mantiene al bebé a igual temperatura que una incubadora.

2. La madre y el bebé deben estar en la misma habitación.

No hay absolutamente ninguna razón para separar a las madres de sus bebés cuando ambos están sanos, ni siquiera por períodos cortos. Las instituciones de salud que tienen la rutina de separar a las madres de sus bebés después del nacimiento están totalmente desactualizadas, y las razones para la separación demuestra a los padres quién tiene el control (el hospital) y quién no (los padres). A veces se dan razones falsas para la separación. Como por ejemplo que el bebé haya eliminado meconio antes de nacer. El bebé que eliminó meconio y está bien unos minutos después de nacer va a seguir estandor bien y no necesita ser puesto en una incubadora por varias horas para “observación”.

No hay evidencia de que las madres a las que se las separa de su hijo estén más descansadas. Por el contrario, están más descansadas y con menos estrés cuando están con sus bebés. Las madres y sus bebés aprenden a dormir al mismo ritmo. Por lo tanto, cuando el bebé despierta para alimentarse, la madre también despierta naturalmente. Esto no le causa a la madre tanto cansancio como el que la despiertean de un sueño profundo para alimentar a su bebé que está en otra habitación.

El bebé muestra que está listo para alimentarse mucho antes de empezar a llorar. Por ejemplo, cambia su ritmo respiratorio o comienza a desperezarse. La madre, que duerme en forma ligera, se despierta y su leche comienza a fluir, el bebé tranquilo, comienza a alimentarse. El bebé que ha estado llorando antes de ponerlo al pecho puede rehusarse a agarrarlo aún cuando tenga muchao hambre. Se debe alentar a las madres y sus hijos a dormir lado a lado mientras están en el hospital. Esta es la mejor forma para que las madres descansen y los bebés se alimenten. La lactancia debe ser un proceso relajante y no extenuante.

3. No se le debe dar tetinas al bebé.

Existe controversia sobre la existencia de la “confusión tetina-pezón”. El bebé va a adoptar siempre el método que le ofrezca mayor flujo y rechazará otros con flujo menor. Por lo tanto, si en los primeros días, cuando la madre produce poquita leche (como es natural) se le da al bebé un biberón (¿es natural?) que le proporciona un flujo rápido, no es necesario ser sabio para saber cuál va a preferir. Sin embargo, muchos profesionales de la salud, que se supone que la están ayudando, parecen no saber cómo tratar este tema. La confusión tetina-pezón no sólo incluye el hecho de que el bebé rechaza el pecho, sino también el no agarrarse correctamente y no recibir la leche necesaria, además del dolor en los pezones de la madre.

El hecho de que el bebé tome “los dos” (pecho y biberón) no significa que el biberón no sea una influencia negativa. Si tenemos alternativas cuando el bebé necesita un suplemento, ¿por qué usar el biberón? (Uso del suplementador o relactador, Alimentación con la ayuda de la sonda y del dedo)

4. No hay restricción sobre duración o frecuencia de la alimentación.

Un bebé que se alimenta bien no va a estar en el pecho durante horas. Pero si lo hace, normalmente es porque no está bien colocado y no succiona la leche que está disponible. Busque ayuda para corregir la lactancia posición y prendida de su bebé, use el método de compresión para que el bebé reciba más leche. (Compresión del pecho). Esto es lo que la ayudará, no el chupete, no el biberón, no llevar el niño a la nursery.

5. Raramente se necesitan suplementos de agua, agua azucarada o fórmula.

La mayoría de los suplementos se podrían suprimir si se logra que el bebé se agarre bien al pecho y succione la leche disponible. Si le dicen que necesita suplemento sin que la observen amamantar, busque ayuda entre quienes sepan qué hacer. Son muy pocas las razones para prescribir suplementación, normalmente los suplementos son sugeridos para conveniencia del personal del hospital. Si se requiere suplemento deberá darse con la sonda de lactancia, al pecho (Uso del suplementador o relactador), no en taza, alimentación con dedo, jeringa, ni biberón. El mejor suplemento es su propio calostro. Se lo puede mezclar con agua azucarada, si usted no puede extraer mucho al principio. Raramente se necesitan fórmulas en los primeros días.

6. Colocar al bebé correctamente al pecho es esencial para el éxito.

Esta es la clave de una lactancia exitosa. Desafortunadamente, muchas madres tienen una “ayuda” inadecuada, de quienes no entienden cómo es la lactancia correcta. Si le dicen que su bebé de dos días está mamando bien a pesar de que tiene dolor en los pezones, dude, y recurra a alguien que sepa.

Antes de dejar el hospital usted debería saber que su bebé se está amamantando de forma correcta, que su bebé está recibiendo la leche, y que usted sabe cómo su bebé obtiene la leche. (patrón de succión tipo abre-pausa-cierra y repite). Si usted y su bebé dejan el hospital sin saber esto, busque ayuda con un experto en lactancia materna lo antes posible.

7. Las muestras gratis de fórmula y los folletos de los fabricantes de fórmula no son obsequios.

Sólo hay un objetivo para estos “obsequios” y es que usted utilice la fórmula. Es una comercialización muy efectiva pero poco ética. Si un profesional de la salud le da alguna muestra, usted debería preguntarse sobre su conocimiento sobre la lactancia y su compromiso hacia ella. “¡Pero necesito fórmula porque el bebé no se satisface!”. Puede ser, pero es más factible que lo que suceda es que no le hayan dado la ayuda apropiada y que el bebé simplemente no obtenga la leche que usted tiene. Incluso si usted necesitara fórmula, nadie debería sugerirle una marca en particular ni darle muestras gratis. Consiga buena ayuda . Las muestras de fórmula no son ayuda.

En ciertas circunstancias, es imposible comenzar la lactancia en forma temprana. Sin embargo, la mayoría de las razones médicas (medicación materna, por ej.) no son razones valederas para detener o retrasar la lactancia, y usted está siendo mal informada. Consiga buena ayuda. Los bebés prematuros pueden comenzar a lactar mucho, mucho antes de lo que realmente lo hacen en muchos centros de salud. De hecho, hay estudios que ahora son casi definitivos, que demuestran que es más fácil para un bebé prematuro mamar del pecho que tomar el biberón. Desafortunadamente, muchos profesionales de la salud que tratan bebés prematuros parecieran no estar al tanto de esto.

¿Preguntas? (02944) 428127, 520128, 520935, lactancia@bariloche.com.ar

Documento # 1 Lactancia – un buen comienzo. Revisado en Enero 2000

Escrito por Jack Newman, MD, FRCPC

Traducido por Sandra D’Angelo

Traducción revisada por el Grupo de Apoyo a la Lactancia Materna de Bariloche

LACTANCIA Y ANTICONCEPCION…

Lactancia y anticoncepción

 

Son numerosos los métodos anticonceptivos compatibles con la lactancia materna. De hecho, la lactancia en sí funciona como método natural de control de la natalidad durante algún tiempo y mientras se den determinadas circunstancias.

Método de la lactancia y la amenorrea (MELA)

Esto se debe a que los niveles altos de prolactina impiden un nuevo embarazo por ser esta hormona antagonista de las que hacen ovular a la mujer. Es el llamado Método MELA. Para que funcione, deben cumplirse las siguientes condiciones:

  • El bebé debe tener menos de 6 meses.
  • La madre debe seguir en amenorrea (sin regla).
  • La lactancia materna debe ser a demanda y exclusiva (el bebé no toma nada más que pecho, ni agua, ni infusiones), y no ocurre a menudo que esté más de 6 horas sin mamar por la noche, ni más de cuatro horas sin hacerlo de día, y preferiblemente no usa chupete.

Si se cumplen estas condiciones, la posibilidad de embarazo es cero durante las primeras doce semanas post-parto, y de entre el 1-2% durante el segundo trimestre de vida del bebé, según los estudios efectuados al respecto.

La mayoría de mujeres lactantes que cumplen los requisitos del Mela no tienen la primera regla antes de los 6 meses posparto, y algunas mantienen la amenorrea hasta pasado el segundo cumpleaños del niño.

De hecho, hasta 14 días antes de la primera regla no se ovula por primera vez y no hay posibilidad de embarazo. Pero claro, no sabemos que hemos ovulado de nuevo hasta que volvemos a tener la regla…

Pasados los primeros seis meses de vida del bebé, si la madre sigue sin regla, la seguridad contraceptiva del MELA desciende paulatinamente. En los países en vías de desarrollo en los que la lactancia materna funciona como el único método anticonceptivo posible, los nacimientos se distancian de manera espontánea dos o tres años.

En todo caso, el método anticonceptivo de elección dependerá de la situación de la pareja y la voluntad de no volver a tener otro hijo. Hay parejas que no se lo pueden ni plantear, mientras que otras no buscan un nuevo embarazo pero si viene lo aceptan.

Métodos hormonales

Existen varios métodos anticonceptivos hormonales compatibles con la lactancia. Podemos usar la progesterona en sus diferentes formas:

  • Inyección trimestral.
  • Pastillas anticonceptivas de progestágenos
  • Implantes subdérmicos
  • La pastilla del día después.

La progesterona no reduce la producción de leche. Es importante que la recete una matrona o un ginecólogo  después de confirmar que la madre no tiene ninguna contraindicación para tratamiento hormonal.

Las pastillas anticonceptivas hormonales combinadas que contienen estrógenos bajan la producción de leche de modo desigual según las mujeres. Los expertos sostienen que si el niño es mayorcito y come otras cosas no pasa nada, pero algunas mujeres prefieren no arriesgarse a perder producción.

Métodos de barrera

Preservativo

El método de barrera más usado es el preservativo, y presenta una seguridad del 100% si se usa correctamente. Todos los fallos vienen provocados por un uso inadecuado del mismo.

Diafragma

El diafragma es un método muy poco usado en España. Requiere tomar medidas en la consulta ginecológica para encargarlo, aprender a usarlo correctamente y, para que sea más eficaz, se recomendaba usarlo junto con una crema espermicida, pero estas cremas actualmente han dejado de fabricarse.

Dispositivo Intrauterino:

El DIU se coloca en la consulta ginecológica, preferiblemente no antes de que hayan transcurrido tres meses desde el parto, porque la matriz está todavía muy aumentada de tamaño y la posibilidad de expulsarlo es mayor. La mayoría de los DIU que se comercializan actualmente tienen una duración de 5 años y su índice de fallos oscila entre el 1 y el 2%.

El DIU funciona creando un ambiente adverso a los espermatozoides y a la posible implantación de un óvulo fecundado, ya que provoca una reacción inflamatoria a cualquier cuerpo extraño. A algunas mujeres les causa reglas más largas y dolorosas.

Métodos definitivos

La ligadura de trompas y la vasectomía deben considerarse métodos definitivos sin posibilidad de vuelta atrás, pues intentar repermeabilizar las trompas o el conducto deferente del testículo tiene una posibilidad de éxito muy baja, además de ser muy cara. Se trata, pues, de una decisión que conviene sopesar con tranquilidad.

La ligadura de trompas requiere ingreso hospitalario, anestesia general y se realiza por laparoscopia. La vasectomía se hace con anestesia local y no requiere ingreso. Su efecto no es inmediato. Puede haber espermatozoides en las 25 eyaculaciones posteriores. Se recomienda practicar un espermiograma antes de iniciar las relaciones sexuales sin métodos anticonceptivos.

Métodos naturales

Hablamos ahora de los métodos que se basan en detectar la ovulación con el objetivo de mantener relaciones sexuales con penetración en los días no fértiles y abstenerse o practicar el sexo sin penetración en los días fértiles.

El método sintotérmico es el más seguro de los naturales porque combina tres métodos:

  • La temperatura basal.
  • El método Billings, basado en la observación del moco cervical.
  • La autopalpación del cuello cervical.

Para usarlo es preciso disponer de una tabla e ir registrando en ella las diferentes observaciones. Puede ser útil tanto para buscar embarazos como para evitarlos, o simplemente para conocer mejor cómo funciona el propio cuerpo.

Temperatura basal:

La temperatura basal se toma cada día del ciclo, considerando como primer día del mismo el primero de la menstruación. Se toma antes de levantarse de la cama, por la mañana, después del período más largo de sueño. En la postovulación inmediata se verá reflejado un ascenso de temperatura que se mantendrá durante 14 días, hasta que venga la siguiente regla. Es decir, que nos informa de cuándo hemos ovulado justo después de ovular.

Billings:

El flujo o moco cervical que podemos ver en nuestra ropa interior cambia a lo largo del ciclo del siguiente modo:

Al terminar la regla hay sequedad y flujo escaso; cuando éste surge es blanco y espeso y, poco a poco, a medida que se acerca el día de la ovulación, el flujo se vuelve más transparente y líquido. Cuando estamos a punto de ovular aparece el moco cervical fértil, que es muy característico y parecido a una clara de huevo: transparente, filante y elástico (si lo estiras con los dedos no se rompe).

Visto al microscopio, este moco representa como una autopista fácil para los espermatozoides, mientras que el moco no fértil representa una maraña infranqueable.

Este moco fértil dura 72 horas, y es durante las últimas 24 que se produce la ovulación. Una vez que el óvulo ya no es fecundable, el flujo se va espesando poco a poco, se vuelve menos transparente y pierde su elasticidad hasta que la regla viene de nuevo dos semanas después de ovular.

Autopalpación del cérvix:

La técnica de la autopalpación del cuello de la matriz consiste en aprender a palpar y valorar las modificaciones del mismo a lo largo del ciclo.

Para ello, la mujer introduce dos dedos profundamente en la vagina cada noche a lo largo del ciclo para comprobar que:

Al comienzo del ciclo el cuello está bajo, cerrado y duro al tacto.

Cuando la ovulación está cercana, el cuello sube, se entreabre y está algo más blando.

En plena ovulación, el cuello está muy alto (cuesta llegar con los dedos), abierto y blando como un labio bucal.

Después de la ovulación, el cuello vuelve a descender rápidamente, se cierra y se vuelve duro al tacto de nuevo.

Además, pueden observarse cambios de eje en la colocación del cuello del útero respecto a la vagina.

Tras palpar el cérvix y al retirar los dedos, quedarán en ellos restos de moco cervical. Se puede aprovechar este momento para valorar su color, elasticidad y filancia.

Como se combinan los tres métodos:

El método Billings, junto con la palpación cervical, nos dice con una fiabilidad muy alta cuándo estamos a punto de ovular y cuándo estamos ovulando  para no mantener relaciones sexuales con penetración en esos días, mientras que la temperatura basal nos confirma cuándo hemos ovulado, de modo que nos permite practicar sexo seguro durante el resto del ciclo.

La recomendación más natural sería practicar el método MELA durante los primeros 6 meses de lactancia y usar después el método sintotérmico para detectar una posible ovulación, aunque es más fácil usarlo a partir del momento en que aparece la primera regla.

 

Para más información sobre este método consultar:

www.planificacionfamiliarnatural.es

SOBRE ESTA NOTA: http://www.albalactanciamaterna.org/index.php?id=90

lactancia y VIH

Lactancia y VIH

(Breastfeeding and HIV)

4 de Julio del 2001

La Liga de la Leche Internacional reconoce que poder tomar decisiones informadas en cuanto a la alimentación infantil a la luz de la transmisión del VIH presenta un reto difícil a escala mundial. Se insta a los padres y al personal de salud a que consideren las ventajas comprobadas, tanto físicas como emocionales de la lactancia materna para el niño así como para la madre, contra los riesgos comprobados de los sucedáneos de la leche materna y nuestro conocimiento incompleto en cuanto al riesgo de transmisión del VIH a través de la lactancia materna. Sabemos que los niños que reciben sucedáneos tienen mayor índice de enfermedades infantiles y mayor mortalidad causadas por enfermedades infecciosas, con tasas muy altas en ciertas partes del mundo. La Liga de la Leche Internacional reta a la comunidad científica a que lleve a cabo las investigaciones necesarias para definir el papel de la lactancia y leche materna en la transmisión del VIH y la protección infantil.

Como regla general, para las mujeres que saben que son portadoras del VIH y donde las tasas de mortalidad infantil son altas, la lactancia exclusiva puede tener como resultado un menor numero de muertes infantiles que el ofrecer sucedáneos y sigue siendo la recomendación preferida. La lactancia materna en lugares donde las tasas de mortalidad son menores puede presentar riesgo de transmisión del VIH cuando las madres son VIH positivas, sin embargo, no existe evidencia publicada que demuestre claramente que los sucedáneos resulten en más baja morbilidad y mortalidad infantil.

No debemos olvidar el costo social del abandono de la lactancia. Cuando una mujer ofrece sucedáneos en una cultura donde la lactancia es la norma, su comunidad puede sospechar que es portadora del VIH. Esta mujer se expone a ser abandonada, rechazada y maltratada. En la mayoría del mundo, las mujeres desconocen si son portadoras del VIH, por tanto, el apoyo de la lactancia materna exclusiva es necesario y lo más apropiado.

El pensamiento científico actual acepta el riesgo de transmisión vertical por medio de la lactancia materna en general Sin embargo, aun no se han realizado investigaciones que definan plenamente el papel de los patrones de lactancia (en particular, la lactancia exclusiva y el manejo óptimo de la lactancia) y su relación con la salud materno-infantil respecto a la transmisión del VIH.

La Liga de la Leche Internacional en este momento no hace ninguna recomendación en cuanto a la lactancia materna para las madres portadoras del VIH debido al carácter no conclusivo de las investigaciones y sus múltiples interpretaciones.

El Centro para la Información de la Lactancia Materna (Center for Breastfeeding Information – CBI) de la Liga de la Leche Internacional se compromete a recolectar y diseminar los estudios publicados más recientes en cuanto al VIH y la leche materna para poder facilitar el proceso de decisiones. Los interesados pueden ponerse en contacto con el Centro en el teléfono (847) 519-7730 (email: cbi@llli.org; URL: www.lalecheleague.org/cbi/CBI.html ) para recibir más información.

La Liga de la Leche Internacional fue fundada en 1956 y cada mes alcanza a más de 200,000 mujeres en 66 países con información y apoyo madre a madre. LLLI es reconocida como la mayor autoridad mundial en Lactancia Materna. Aquellas personas que buscan apoyo o información pueden llamar a su grupo local o al teléfono 1-800-LA-LECHE o escribir a 957 N. Plum Grove Road, Schaumburg, IL 60173-5194, USA o visitar nuestro portal electrónico: www.lalecheleague.org.

Última modificación 17 de decembre 2007 por kts.